¿Tienes 50 años o más? Estás en la plenitud de tu vida, ¡este sitio es para ti!


Mi SaludMi Estilo

Faja, ¿sí o no?; 3 claves para conseguir un abdomen fuerte

Los expertos recomiendan utilizar una faja que te contraiga el vientre sólo un determinado tiempo, o podría ser contraproducente

La faja es una prenda elástica que tiene diversos usos; por ejemplo, después del nacimiento de un hijo, tras una cirugía abdominal, incluso cuando se tiene que cargar constantemente objetos pesados. ¿Pero qué tan conveniente es usar una faja de forma cotidiana?

¿Qué beneficios tiene ponerse faja?

Las fajas son una excelente opción para pacientes tras una cirugía o un parto complicado. Sin embargo, “sólo se deben utilizar máximo 12 días o, si el médico lo recomienda, hasta 20, pero no más”, indica el ortopedista José Carlos Sauri Barraza.

Cuando la persona debe cargar objetos pesados (como algunas enfermeras o camilleros que trasladan pacientes, así como los trabajadores de la construcción y quienes se dedican a las mudanzas), sí debe usar la faja, pero únicamente en los momentos de este trabajo, no durante todo el día. 

También te puede interesar: Los anteojos los inventó un monje y hoy 40 millones de personas los usan

Cuando se excede el tiempo recomendado, se corre el riesgo de desarrollar músculos flojos que no contengan de forma natural al abdomen y todos los órganos internos que se localizan en esta parte del cuerpo. 

Por ello, a fin de mantener un abdomen fuerte, se deben realizar tres acciones que no requieren de la participación de una faja.

3 claves para un abdomen fuerte

Para tener un abdomen fuerte, precisa el ortopedista Sauri Barraza, se debe tener una “faja natural“, para lo cual debe hacerse lo siguiente:

  1. Mantener tu peso corporal. Para que tu abdomen esté fuerte, es necesario que procures mantenerte en tu peso corporal ideal. La grasa genera problemas de estabilidad.
  2. Tener siempre una postura correcta. Cuando la persona se encorva o no mantiene su espalda recta, impacta mucho su abdomen.
  3. Hacer ejercicio. El ejercicio es importante para darle estabilidad y equilibrio a tu cuerpo, especialmente en el área central. Tu abdomen te lo agradecerá.

“En ocasiones, cuando un paciente hace esos tres puntos para mantener un abdomen sano no sólo impacta el área de enfrente, también la espalda se mejora y se alivian los dolores de ciática, la zona lumbar, incluso hay mayor facilidad para evacuar y orinar”, explica Sauri Barraza.

Te puede interesar: ¿Fuera de equilibrio? Checa estos 3 ejercicios para mantener el balance

Ejercicios para enfrentar la pandemia

Durante la cuarentena hemos tenido que estar más estáticos en casa, pero el cuerpo se hizo para ser dinámico. Por eso, si tienes que trabajar en casa sentado, es importante que realices algunos cambios”, indica el ortopedista:

  1. Levantarte cada 40 minutos y caminar al menos tres minutos.
  2. Subir las puntas y los talones cada que estés sentado. 
  3. Utilizar un asiento ergonómico que te ayude a mantener una buena postura.
  4. Hidratarse con suficiente agua.
  5. Evitar la ingesta de alimentos con alto contenido calórico.

Back to top button