¿Tienes 50 años o más? Estás en la plenitud de tu vida, ¡este sitio es para ti!


Mi Paladar

Pan francés con cerezas, desayuno antioxidante para el fin de semana

Las cerezas tienen un alto contenido de antioxidantes, que aminoran el avance del envejecimiento y ayudan a tu digestión

Imagina la escena: es sábado y en tu plato retoza un exquisito pan francés con cerezas. Ahora déjanos comentarte que precisamente este pequeño fruto es delicioso y muy nutritivo; te recomendamos incorporarlo a tu dieta, pues tiene beneficios para tu sistema digestivo y reduce la oxidación que conlleva el envejecimiento.

¿Qué beneficios tiene comer cerezas?

Durante esta temporada del año también puedes disfrutar de un delicioso plato de cerezas frescas, pues es el tiempo de su cosecha. Además de un gran sabor, este fruto tiene diversos beneficios.

También te puede interesar: 5 ensaladas ricas y nutritivas. ¡Comienza con energía tu semana!

Noticias relacionadas

Parecen pequeñas, pero contienen una enorme cantidad de micronutrientes que son esenciales para tu óptima salud:

  • Fibra
  • Vitamina A
  • Vitaminas B1, B3 y B6
  • Vitamina C
  • Vitamina D y E
  • Ácido fólico
  • Betacaroteno o provitamina A

Algunos expertos precisan que este fruto es ideal para cualquier edad, pero en los adultos mayores tiene beneficios adicionales, pues brinda una bomba de antioxidantes; además, su contenido de ácido salicílico reduce la inflamación gastrointestinal y de las articulaciones.

Te puede interesar: 3 aderezos y vinagretas saludables para que prepares platillos de antología

Pan francés con cerezas

Por todos esos beneficios, te presentamos una receta para el desayuno ideal:

Ingredientes (6-8 porciones):

  • 4 tazas de cerezas deshuesadas y en mitades
  • 1.5 tazas de leche
  • 6 huevos
  • 1/3 taza de jarabe de maple
  • 3 cucharadas de azúcar, separadas
  • 1 cucharada de ralladura de naranja
  • 1/8 cucharada de sal
  • 8 rebanadas de pan
  • 1/2 taza de jugo de naranja
  • Yogur natural al gusto

Preparación:

Combina la leche, los huevos, el jarabe de maple, dos cucharadas de azúcar, la ralladura de naranja y la sal; mezcla perfectamente bien.

Sumerge ambos lados de cada rebanada de pan en la mezcla de leche; coloca las rebanadas en un molde cuadrado para hornear y vierte el resto de la mezcla sobre el pan. Cubre con una envoltura de plástico y refrigera durante la noche. Marina las cerezas en jugo de naranja y una cucharada de azúcar restante durante la noche.

Te puede interesar: Manzanas y tocino, alto contraste de sabores para iniciar la semana

Precalienta el horno a 200 ºC. Coloca las rebanadas en una bandeja o charola para hornear, no olvides el antiadherente con mantequilla; escurre el exceso de líquido fuera de la bandeja.

Hornea de 15 a 18 minutos, luego voltea las rebanadas a la mitad del tiempo. Saca y cubre cada rebanada con la mezcla de cerezas y una cucharada de yogurt. Sirve de inmediato.

Back to top button