¿Tienes 50 años o más? Estás en la plenitud de tu vida, ¡este sitio es para ti!


Mis Finanzas

Tu casa, ¿una buena inversión o un “elefante blanco”?

Hay algunos factores que afectan el precio de una casa, como la plusvalía, principal valor que debes revisar

Con el paso del tiempo y dependiendo de varios factores, el valor de tu casa puede aumentar o disminuir. Pero, ¿cómo saber si tu propiedad se ha convertido en una buena inversión?

Lo primero que debes considerar es que hay algunos factores que afectan el valor de tu casa, como la plusvalía, el principal valor que debes revisar para conocer la apreciación o depreciación de una zona.

La plataforma Propiedades.com enlista otros indicadores que es recomendable checar, como tasa de rendimiento de activos libres de riesgo, inflación y pronósticos de precios, entre otros.

Te puede interesar: Evita que te apliquen multas en tu condominio, ¡protege tu patrimonio!

¿Qué le quita valor a una casa?

La plusvalía es el principal valor que debemos revisar para conocer la apreciación o depreciación de una zona. Este indicador se determina gracias a diversos factores que te enlistamos a continuación:

  • Nuevos desarrollos en la zona
  • Cambios de uso de suelo
  • Proyectos para mejorar la infraestructura

Una casa se ha convertido en una buena inversión si la plusvalía observada en la zona donde se localiza es más alta que el rendimiento de otros activos libres de riesgo, como Cetes por ejemplo, coinciden expertos.

Al contar con un entorno urbano innovador, servicios públicos adecuados, ubicación céntrica o estratégica y expectativas de demanda, las propiedades de una zona pueden mejorar su valor.

Es recomendable revisar otros indicadores clave y métricas, como:

  • Tasa de rendimiento de activos libres de riesgo
  • Inflación
  • Rendimiento capitalizado en plazas equivalentes
  • Pronósticos de precios

Te puede interesar: ¿Trabajas por tu cuenta? 6 fuertes razones para ahorrar en una afore

Conserva tu casa para mantener tu inversión

Cuando compras una casa no sólo estás adquiriendo un inmueble para habitar. También tienes a tu disposición un activo que, a largo plazo, podrá convertirse en una inversión.

Por ello, es fundamental que mantengas tu casa en las mejores condiciones. Las revisiones periódicas y reparaciones oportunas ayudan a conservar tu inversión y evitar vicios ocultos.

Te puede interesar: 3 consejos financieros para una vejez económicamente estable

Cómo influye la zona en tu inversión

Tu casa, como una inversión, debe ofrecer las condiciones de habitabilidad necesarias a lo largo del tiempo. Si la zona donde se localiza ha incrementado su plusvalía en los años recientes, las viviendas mejor conservadas tendrán un mejor valor que aquellas que estén deterioradas y descuidadas.

Sin embargo, a pesar de que las mejoras en infraestructura son importantes para la habitabilidad de una zona, también pueden ser un problema. Por ejemplo, la creación de alternativas viales que impactan agresivamente una zona suelen depreciar el valor de una vivienda.

Los proyectos de mejora de infraestructura que pueden incrementar el valor de una propiedad son aquellos que mejoran la calidad de vida de la zona, como:

  • Reparación de banquetas o de calles
  • Alternativas de movilidad (ciclovías y rutas de transporte público)
  • Mejoras en el flujo de las vialidades
  • Mayores servicios

Back to top button